#ReformaEducativaYa

el 05 Mayo 2015. Publicado en Claudio X. González - Blog, Blog de Mexicanos Primero | Vistas del artículo: 5023

Publicdo en Animal Político 6 | abril | 2015

¿Verdaderamente queremos cambiar a México? ¿Es sincera nuestra voluntad de generar oportunidades para todos y no sólo para unos cuántos?

Si la respuesta a estas preguntas es sí, tenemos que comprometernos a cabalidad con la reforma educativa, la más importante de todas las reformas estructurales que está intentando México, pues el verdadero combustible del S.XXI es el capital humano.

Por eso no podemos perder la oportunidad histórica que se nos presenta de transformar nuestro sistema educativo.

Ese sistema, a pesar de consumir el 20% de todo lo que el gobierno gasta, más de 800,000 millones de pesos, arroja pésimos resultados: la escolaridad promedio de un mexicano es de segundo de secundaria; entre tres cuartas y cuatro quintas partes de cada generación de jóvenes de 15 años no está suficientemente preparada; menos del 1% de nuestros alumnos alcanza nivel de excelencia en competencias básicas como matemáticas, ciencias y comprensión lectora…. Por eso, defender el actual sistema, como pretende una minoría, es no sólo equivocado, es mezquino, miope y auto-derrotista.

Mucho hemos luchado los mexicanos para modificar a fondo el marco jurídico de la educación como punto de partida de una transformación sistémica. La ciudadanía lo propuso, el ejecutivo se atrevió y los partidos políticos y los congresos estatales la avalaron. Ahora lo que toca es implementar esa reforma.

Hay avances innegables: se va regularizando la práctica de concursar las plazas del sistema; se está terminando el monopolio de las normales en la formación de los futuros maestros; se ha fortalecido al Instituto Nacional de Evaluación Educativa; ya se perfila el Servicio Profesional Docente; se centralizó el pago de la nómina magisterial; se hizo un primer censo educativo y ya despunta el Sistema Nacional de Gestión Educativa; se están invirtiendo miles de millones de pesos en las escuelas más pobres del País; en este año se aplicará la primera evaluación universal y obligatoria a maestros en la historia educativa de nuestro País. Reconocemos y aplaudimos esos avances.

Pero todos esos logros aún son precarios y así como hablamos de aciertos podemos hablar de violaciones a la ley o de procesos no sólo incompletos e inmaduros, sino atacados por quienes quisieran derrotar a la reforma. En algunos casos, como en Oaxaca, Guerrero y Michoacán, podemos hablar de “estados de excepción” a las nuevas normas.

No podemos permitir que una franca minoría opositora prevalezca ante la pasividad de la mayoría. Por eso en días recientes, 124 organizaciones de la sociedad civil nos reunimos y levantamos la voz para exigir que la reforma se aplique a cabalidad en todos sus preceptos y en todos los rincones del País.

Aprovechando la coyuntura de las elecciones intermedias, invitamos a todos los partidos políticos y a sus candidatos a puestos de elección popular, a firmar “10 compromisos por la calidad y equidad de la educación”. Dichos compromisos forman la columna vertebral de las recientes reformas normativas. Cada uno de esos compromisos tiene su fundamento legal.

En resumen, la petición ciudadana a los partidos  y sus candidatos, es a comprometerse sin condiciones tanto con la reforma educativa como con el Estado de derecho.

A ese efecto, enviamos una carpeta a cada uno de los 10 partidos contendientes en la elección de junio, para que nos ayuden a recopilar las siguientes firmas: la de su presidente nacional en representación del partido y de sus candidatos a diputaciones uninominales y plurinominales federales; la firma de sus candidatos a la gubernatura en 9 estados; y, la firma de sus dirigentes estatales en los 17 estados en donde habrá elecciones locales para el legislativo y presidencias municipales. Asimismo, le hemos extendido una invitación a los presidentes de los 10 partidos a un evento el día 12 de mayo para hacer entrega de las carpetas con las firmas de sus candidatos.

Los ciudadanos tenemos derecho a saber qué partidos y qué candidatos están con la reforma educativa y el Estado de derecho y quiénes en contra; quiénes están a favor del derecho de todo niño y niña a aprender y quiénes a favor de mantenerlos en la ignorancia y la sujeción; deseamos verificar quiénes están con los verdaderos maestros y quiénes con los comisionados, los aviadores y las cúpulas sindicales que los solapan; queremos indagar quiénes están a favor del cambio y el progreso y quiénes a favor de un “status quo” que tanto nos ha lastimado.

¡Deja un comentario!

Para comentar, escribe tu nombre y correo electrónico,